Afírmate Iberito Querido

Por Jano Nahuel

Caímos del podio de invictos y a lo grande. No podía ser menos, si teníamos que terminar la racha de ser el único equipo del torneo que no conocía derrotas, tenía que ser a lo grande, por goleada y en la última fecha de la primera rueda de este campeonato. (¿Que ironía no?)

¡Pero esto es una raya en el agua! – Aunque fuera por boleta, esta derrota no quita méritos a todo lo hecho en el semestre. Iberia dominó de punta a cabo todo el torneo, sacó 7 puntos de ventaja a su más cercano perseguidor y marcó un positivo 74% de rendimiento que lo anotan como uno de los más serios candidatos para subir de categoría.

Ahora, convengamos que con el formato de campeonato que tenemos esto no dice mucho, pues, dada la genialidad de sus creadores, aunque saquemos una ventaja aún más ostensible, en la liguilla final igual llegaremos con solo puntos mínimos de ventaja. Sin embargo, lo que deja conforme es la regularidad que mostró el equipo, su temple para jugar con el cartel de favoritos y la confianza que ha mostrado para salir a ganar en cualquier cancha. Menos la de San Vicente claro está. Y pucha que se agrandó Tomatín Rojas, si ahora se cree el Jürguen Klopp de Tagua Tagua.

En fin. Un desliz lo tiene cualquiera, Iberia sigue mostrando que es un equipo sólido, el cuadro al que hay que ganarle si quieres pelear algo y sus jugadores y cuerpo técnico tienen un objetivo claro, ascender.

Hay algunas cosas sí que no podemos dejar de comentar y que de seguro varios están pensando. Si bien no es algo negativo, si preocupa la baja futbolística que el equipo ha mostrado en los últimos partidos, donde finalmente se enredaron puntos y los de Almendra se vieron ofuscados por no encontrar soluciones a los problemas que se presentaron en cancha.

Hay que reconocer la solidez defensiva azulgrana, pues ha sido el equipo menos batido del campeonato, con un arquero del que ya hemos hecho mención por sus cualidades y una defensa férrea muy bien aflatada. El inconveniente surge cuando uno de los dos centrales titulares, cuando Jeri Carrasco o Daniel Castillo no están cancha es  cuando los rivales nos ponen en aprieto y se han encontrado con pequeñas grietas. En este sentido las lesiones son un tema del que hay que ocuparse, pero hay que trabajar también la ansiedad y las revoluciones para que las tarjetas de amonestación no nos toquen tan negativamente. Esto, desde mi punto de vista ha perjudicado a nuestro equipo y en una liguilla final nos puede costar caro.

¡Una oportunidad para Semilla profe! Aguayo es un jugador que siente el puesto, es bravo, va bien por arriba y ha demostrado en otras instancias que puede tener una chance para estar ahí.

Donde creo que estamos al debe es en delantera. Hemos marcado muy pocos goles y hoy por hoy, nuestro goleador es el defensa central del equipo con solo tres dianas. No cabe duda que hay que trabajar este problema, nuestros arietes han estado con la pólvora mojada, es cierto, han aparecido cada vez que se les necesitó, pero el equipo debe tener mucho más peso ofensivo y concretar mucho más las ocasiones que se genera. Diego Ruiz necesita un acompañante de fuste, que aproveche las situaciones cuando el Tanque arrastra marcas y le quite un poco la responsabilidad  absoluta del gol, de pronto por ahí se podría apostar por un refuerzo… si, si, ya se que es complicado encontrar un nombre que cumpla con los requisitos de la división y que además sea del requerimiento, pero… en pedir no hay engaño.

La confianza de parte de los fieles esta en alto, los mismos de siempre pero leales como ningunos. Esperamos que eso se transmita a los jugadores y que en esta rueda que viene logremos consolidar el equipo que queremos y que nos dará el campeonato para subir de categoría. Como dijo alguien en el por ahí en el “feibu”, un tropiezo no es necesariamente una caída, y creo que vamos por buen camino y lo de este fin de semana no refleja el campañón que la azulgrana ha realizado. Que no les de sed amigos por este “mal paso”. Afírmate Iberia, que ya recorrimos una rueda.

Fe… !